ARQUITECTURA TESTIMONIAL

PTportada.“Arquitectura Testimonial. 001

BAQ 2014
CATEGORÍA TEORÍA HISTORIA Y CRÍTICA DE LA ARQUITECTURA EL URBANISMO Y EL PAISAJE
ECUADOR
ANTONIO NARVAEZ RIVADENEIRA

La Conservación del Patrimonio Cultural Edificado ha debido mantenerse y practicarse, sobre todo en nuestros países, a la luz de la “visión monumentalista”. Dicha visión ha sido ya superada en varios países centrales a partir de la Declaración de Amsterdam (1975)… “La Conservación integral del Patrimonio debe tomar en cuenta todos los edificios que poseen valor cultural, desde los más prestigiosos hasta los más modestos…”.

En lo sustantivo el libro “Arquitectura Testimonial” se sustenta en aquellos principios que, al mismo tiempo, permitieron inaugurar una nueva visión en la Conservación Patrimonial, cuyos atributos básicos o, si se quiere, esenciales, dan cuenta de la integralidad y del giro hacía la incorporación, también como bienes patrimoniales edificados, a las arquitecturas no monumentales, aquellas realizaciones anónimas, humildes, apartadas de corrientes de moda, de los estilos y, por cierto, de los cánones académicos.

Por otra parte, el libro “Arquitectura Testimonial” propone abrir una brecha en aquella muralla casi impenetrable del monumentalismo. Toma distancia suficiente para salir al rescate de aquellas arquitecturas recatadas pero que reúnen cualidades suficientes para merecer ser consideradas bienes patrimoniales –no monumentales – del Patrimonio Cultural Edificado.

Al presentarse como una verdadera muestra fotográfica, que de modo alguno tiene pretensiones artísticas, se ha tratado de registrar, seleccionar y mostrar imágenes lo más cercanas al objeto arquitectónico real, simplemente como para ilustrar su “cédula de identidad”.

En cuanto a la construcción de esta muestra se parte de imaginar un recorrido a través de varios momentos o escalas de realizaciones: conjuntos, calles y callejas, puntos de interés y arquitecturas. También hay, en cierta medida, un intento de organización respetando la pertenencia a los diferentes pisos ecológicos de la variada geografía ecuatoriana.

A manera de complemento, en cada caso, en cada imagen, se trata de trasmitir al lector común como al estudioso, reforzada por un breve apoyo literario, la emoción que se vive al descubrir entre paisajes urbanos, cargados de varios lenguajes tecnológicos modernizantes con uso y abuso del cemento, o en entornos naturales poco degradados, aquellas arquitecturas silenciosas, casi escondidas en el primer caso y las otras un tanto apartadas e imbricadas con la naturaleza. En todo caso, arquitectura sin tiempo, sin pretensiones, sin oropeles, simplemente hechas con amor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *