CASA RAYUELA, M.J. HAEDO 2633, FLORIDA

BAQ 2010
CATEGORÍA DISEÑO ARQUITECTÓNICO
ARGENTINA
GRACIELA MARTELLOTE, FEDERICO CURA, JULIETA PARDO.                                                                                   

Arquitectura de barrio, arquitectura de orden diario, arquitectura cotidiana, arquitectura para todos, arquitectura de lo posible, a veces hasta…arquitectura “no razonable”. Nos preocupa el cliente de pocos recursos, nos preocupa el rancho propio, nos preocupa la gestión de nuestro trabajo, nos preocupa la Imaginaria, nos preocupa el mantenimiento cero.  Nos preocupan las respuestas simples a programas complejos, los modos de producción de los materiales utilizados, de dónde provienen, su reciclado y sobre todo nos preocupa un enfoque ético que involucre las desigualdades sociales. La misión es, con lo posible “hacer nido”.             

Así, la construcción de un espacio de producción disparador de un desarrollo productivo y sustentable pasa a ser una conquista ética. También es tangibilizar un patrimonio intangible, conocer y usar materiales vernáculos y su fusión y síntesis con el uso de materiales reciclados y pobres: ladrillo a la vista… cemento…chapa de zinc.

Se trata de crear nuevas condiciones de trabajo para desplegar modelos paralelos que tiendan a la desconcentración y desplazamiento de la riqueza social. “La desconcentración y la clausura aseguran la participación, control y  representación directa, es decir, la clave moral”.

La casa toma la implantación de la construcción original. Se beneficia con sus muros, orientaciones y huellas de ocupación material: galería, parra y escalera existente. El volumen final resulta de duplicar la forma inicial. La resultante es un cubo con dos fachadas diferenciadas en orientación, programa y vistas: estar, suite, estudio, talleres y terraza al fondo norte, con el sol, el canto de los pájaros y el abra casi rural del ferrocarril; recepción, cocina, huéspedes y sanitarios al frente sur y al encanto de las calles barriales. Si bien el programa es revelador, también responde a las exigencias del mercado: recepción, 3 dormitorios y los demás espacios que requieren una vivienda tradicional.                                                        

La casa es un cubo compacto de ladrillo, hormigón, demolición de hierro y madera, y sobrantes de material de construcción.