COMEDORES ESCOLARES COMUNITARIOS

BAQ 2010
CATEGORÍA HABITAT SOCIAL Y DESARROLLO
ECUADOR
OSWALDO ENRÍQUEZ C.

Las comunidades de Gualea, Santa Rosa, Guayabillas y Mashpi, se encuentran ubicadas dentro del Distrito Metropolitano de Quito y pertenecen a las parroquias de Gualea y Pacto respectivamente. Estas comunidades no forman parte del área urbana consolidada de la ciudad, pero adolecen de los mismos problemas de los barrios y asentamientos humanos marginales de ésta, donde es común la pobreza, la falta de servicios, infraestructura, inequidad, entre otros problemas propios del proceso de crecimiento de las ciudades, su desarrollo espacial se realiza dentro de la reserva ecológica de la ciudad, con un entorno natural rico en biodiversidad por lo que las hace vulnerables, especialmente por la falta de políticas de planificación que consideren el desarrollo armónico de todo el Distrito.

La Propuesta Arquitectónica de los Comedores Escolares Comunitarios, para las escuelas de las comunidades de Gualea, Santa Rosa, Guayabillas y Mashpi basa su resultado formal, estético, funcional y tecnológico en la búsqueda de alternativas, mediante propuestas que mejoren el sistema de vida de los niños y sus familias, con un manejo sustentable e integral del entorno y hábitat natural de estas comunidades.

A través de este proyecto de arquitectura se busca involucrar a las instituciones educativas para trabajar en iniciativas desde salud preventiva, seguridad alimentaria y nutricional y de buenas prácticas medio ambientales, brindando condiciones sanitarias adecuadas para el programa de “desayuno escolar”, el proyecto incluye además los aspectos bioclimáticos en su sistema constructivo con el propósito de generar niveles de confort para sus usuarios.

En lo estético, su diseño permite el mejoramiento del entorno natural y urbano y la incorporación de éste al espacio público, a través de una estructura transparente y de formas simples, plasmando en estas construcciones identidad comunitaria de una manera atractiva y funcional, representando mucho más que una edificación, representando la parte tangible de una iniciativa de Escuelas Saludables.

El sistema constructivo fue concebido con el propósito de generar estrategias que posibiliten la participación comunitaria tanto en la planificación como en la ejecución del proyecto y que a su vez permita ser reproducido y replicable dentro o fuera de las comunidades así como también un uso diferente e incluso aplicable a la vivienda y a otras tipologías.

En tal virtud se acordó con las comunidades construir los módulos de comedores utilizando un sistema constructivo mixto, con la participación de un Equipo Técnico Básico Calificado Externo o Mano de Obra Externa y Materiales Externos, comprometiéndose las comunidades a proporcionar toda la mano de obra local el tiempo que sea necesario, organizando mingas generales y jornales diarios, para la construcción del proyecto, así como también la dotación de materiales de la zona, produciéndose así una transferencia de conocimientos hacia la comunidad.

Este proceso se apoyo en visitas y reuniones con las comunidades y sus organizaciones sociales, con el objeto de conocer la disponibilidad de mano de obra y materiales locales con las que contaban estas, como condiciones básicas para desarrollar el diseño y establecer un cronograma y equipo de trabajo para la etapa de ejecución y posterior mantenimiento. Paralelamente al desarrollo de la planificación se inició un proceso de ubicación de los materiales locales, los que se prepararon, trataron y almacenaron, para garantizar el proceso constructivo.

En lo funcional el proyecto, se ha constituido en un elemento dinamizador de las actividades comunitarias que van desde: las netamente escolares, capacitación de las madres y mujeres en nutrición y salud alimentaria, desarrollo de asambleas comunitarias, capacitación en general, sociales y culturales e incluso de comedor y paradero turístico como es el caso de Mashpi, fundamentalmente para aquellas comunidades que no poseen una infraestructura para tal naturaleza.

El proyecto arquitectónico consiste en 3 espacios fundamentales: un comedor, cocina y bodega. Para el caso de Gualea se incluyó una batería sanitaria.