MUSEO DE LA MUSICA POPULAR JULIO JARAMILLO

FOTO SELECCIONADA

BAQ 2012
CATEGORÍA REHABILITACIÓN Y RECICLAJE
ECUADOR
ANTONIO LOOR, YOLANDA VITERI, JENNY ESTRADA

El proyecto se ubica donde se genero la ciudad en el margen oeste de la ría, al pie del cerro Santa  Ana,  a finales del siglo XIX hasta el año 1953. En dicho lugar se desarrollo una zona industrial donde se ubicó la compañía  de cervezas nacionales  desde 1887, entre otras.

La zona se depreció durante las últimas décadas del siglo XX hasta llegar a  su abandono, es a finales del siglo que se  proyecta una recuperación de la zona, con el desarrollo del proyecto ” puerto Santa Ana”, que se ejecuta en el área de la cervecería  donada  a la ciudad.

El proyecto  se desarrolla en el  edificio 3  del conjunto, y se motiva en la búsqueda de la identidad popular que atraves de la música, con la que la ciudad y su población  logren un sentido de identidad, permanencia y pertenencia.

La propuesta  arquitectónica  se desarrolla en el nivel  2, que correspondía  al área de tanques de reposo de la cervecería.

Para dotar a la ciudad de motivos que permitan que los Guayaquileños, Ecuatorianos y extranjeros encuentren en la ciudad sitios de interés cultural o social, continuando con su plan de desarrollo urbanístico logra a través del nuevo      Malecón y hoy con el desarrollo del Proyecto Puerto Santa Ana, dando mayor argumento a la Fachada Urbana de Guayaquil sobre el Río Guayas, designa en la primera etapa del proyecto Puerto Santa Ana, al Edificio Tres, para albergar lugares de interés cultural  como el que  motiva este proyecto.

 La propuesta arquitectónica organiza el espacio que se nos asigna en el segundo piso del mencionado edificio siguiendo el guión museográfico, al que nos hemos ceñido fielmente. Cada uno de los sectores del proyecto será tratado en detalle con los elementos que definen cada tema.

La concepción general establece una arquitectura  que valorice la estructura de acero existente, de tipo industrial que siempre será presente recordando el origen industrial del edificio que ocupamos para el proyecto.

La arquitectura propuesta integra este elemento de fuerte definición de manera que nos permita establecer espacios para la muestra en una unidad de diseño, cuyos espacios interiores permitan ambientarlos consecuentemente con la temática y el material museográfico que se disponga;  además el concepto de unidad se mantiene tanto para el sector destinado al Museo Julio Jaramillo como para el destinado al Museo de la  Cervecería Nacional.

Pese a la presencia del volumen que constituye el auditorio se puede apreciar un espacio continuo en el que se muestra la estructura original.

La presencia en el local de los ductos de acero inoxidable para aire acondicionado se convierte en factor importante para el diseño del museo que ha determinado las alturas para los elementos de la arquitectura interior que propicia al desarrollo de la muestra y el espacio para el auditorio.

La continuidad espacial, al plantearse pisos de material similar para todos los espacios permiten al visitante apreciar cuando funcionen las dos alas del proyecto, el seguirá en una ambientación similar de manera que las limitaciones del espacio no se sientan  al uniformar e integrar los pisos y algunos elementos del diseño.

El museo es interactivo,  permitiendo una dinámica entre los usuarios y la muestra, y fundamentalmente en la     propuesta de que se convierta en un espacio para la difusión del pasillo como música local, de su difusión y de su presencia en la cultura de la ciudad, con la formación de la escuela del pasillo propuesta por doña Jenny Estrada.

El auditorio cumple un rol importante en la planificación del museo.  Se ha puesto especial interés en lograr las   mejores condiciones técnicas en el campo de la acústica para obtener un auditorio que si bien es pequeño en su tamaño este dotado de las mejores condiciones técnicas posibles.

El amoblamiento se la sala se planteo con butacas fijas para lograr el auditorio propuesto, sin embargo existe la posibilidad de utilizar sillas apilables que nos permitan modificar el uso de este espacio y plantearlo como una sala de uso múltiple que servirá para actividades tanto del museo Julio Jaramillo como el museo de la Cervecería Nacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *