NUEVO CENTRO DE CREATIVIDAD (IFF)

BAQ 2010
CATEGORÍA DISEÑO ARQUITECTÓNICO
BRASIL
ROBERTO LOEB Y ASOCIADOS

Dividido en tres bloques, el proyecto del nuevo Centro de la Internacional Flavors and Fragrances (IFF) fue idealizado con un anclaje central y dos naves atracadas, separando y conectando los diferentes sectores de la empresa. Con el desarrollo de aromas y fragancias, la IFF demandó un programa singular, porque su equipo de creación está lejos de ser comparada a cualquier tipo convencional de artista. Son aromáticos y perfumistas con el olfato y paladar más allá de agudos, capaces de crear verdaderos “Best Sellers” del mundo de los olores y sabores – todos patentados y guardados bajo siete llaves. La multinacional norteamericana posee cerca de 180 empleados y colaboradores y clientes como Unilever, Natura, Avon y Boticário. La edificación se divide en dos brazos, el de aromas y el de fragancias (aromas pueden ser ingeridos y se utilizan en comidas, ya las fragancias se utilizan principalmente en cosméticos). Los dos brazos se conectan a los departamentos de administración y ventas. El primer desafío fue ayudar al cliente en la elección de terreno, un lugar donde el aire fuese lo más puro posible para que la edificación no estuviera susceptible a olores externos que interfiriera en el resultado de los experimentos. Determinado el lote en declive, con fondos para una reserva forestal, el siguiente paso fue ecuacionar la distribución de los ambientes para que cada brazo funcionara como una empresa independiente, pero que en ciertos momentos pudiera ponerse en contacto con el intercambio de ideas. La propuesta respetó la geografía, evitando grandes movimientos de tierra. Columnas en un casi “pilotis” venciendo la caída del terreno, abriendo un jardín y sosteniendo la edificación que recibió fundación de estacas. El diseño se desarrolló naturalmente en horizontal, de acuerdo con la exigencia del programa: en el centro un volumen redondeado que fija los dos sectores de investigación en los laterales. “Un anclaje con dos naves atracadas”. El acceso principal es hecho por un puente de madera reciclado bajo el vacío del volumen central. El punto de encuentro de los funcionarios se debió a la circulación vertical – un agregado del volumen del sector de fragancias -, donde están las áreas de convivencia y una escultórica escalera caracol que se desarrolla en tres niveles. El interior de cada espacio recibió tratamiento especial, de acuerdo con las exigencias del usuario, con los tipos de equipos que alberga, con la incidencia de luz, la temperatura “. El sector de fragancias, por ejemplo, tuvo intervenciones de vinilo coloreado por un artista plástico; a diferencia del área de aromas, más contenida, de madera y de cerámica. El resultado son espacios únicos y personalizados que estimulan la creatividad de cada profesional y área y retratan la identidad de la empresa de vidrio y concreto moldeado en el lugar, que se mezcla con pintura de látex, el diseño del edificio se destaca por una elaborada iluminación. “La luz azul remite a la frescura ya la frialdad del perfume; y la naranja, al gusto, el aroma, el calor de los alimentos “. La albañilería de bloques forma las paredes estructurales, y separadores de drywall dividen el interior. La fachada marcada por los paños de vidrio se ha uniformado con una pantalla metálica perforada que también cumple la función de controlar la entrada de calor, evitando el desperdicio de energía con aire acondicionado. La ventilación es compartimentada para que haya total control de cada sala,donde ocurren los experimentos de los olores en situaciones diversas. “Es sofisticadísima, no hay intercambio de aire de un ambiente a otro “, afirma el arquitecto. En la cubierta, una casa de máquinas alberga todo el aparato.