REVITALIZACIÓN URBANA PLAZA ROTARY

BAQ 2010
CATEGORÍA DISEÑO URBANO Y ARQUITECTURA DEL PAISAJE
ECUADOR
BORIS ALBORNOZ,UNIDAD TÉCNICA FUNDACIÓN EL BARRANCO: XAVIER AGUIRRE, ANA RODAS, SANTIAGO VANEGAS,ADRIAN GARCIA, JOANA JARA, SANDRA PACHECO, GABRIELA BARZALLO, JUAN HIDALGO, SANTIAGO LOPEZ, CECILIA ACHIG, KHAREN PINOS

ANTECEDENTES

La Plaza Rotary se encuentra ubicada en el Centro Histórico de Cuenca, entre las calles Gaspar Sangurima y Vargas Machuca; es parte del circuito de comercios del sector de la 9 de octubre.

Alrededor de 1960 se instala una estación de transportes terrestres interprovinciales, atrayendo consigo los productos artesanales que se comercializaban a los viajeros. Se conformaron pequeños kioscos ubicados a los costados de la plaza, donde vendían sus productos los artesanos tradicionales como: vendedores de sogas, de semillas de alfalfa, herreros del Vergel y otros hojalateros. Este espacio adopta el nombre de Mercado Campesino o Plazoleta de las Sogas, para finalmente llamarse Plaza «Rotary». 

PROBLEMÁTICA

Los cambios de nivel entre calzada de vereda y la plataforma de la plaza presentaban dificultades para la movilidad, especialmente para las personas con capacidades diferentes. La plaza a pesar de ser un  espacio público no contaba con lugares para el encuentro, descanso y recreación, la totalidad de su plataforma era utilizada por puestos de venta, lo que saturaba el espacio lejos del orden y la articulación. No se disponía de mobiliario, señalización ni áreas verdes.

Los puestos de exhibición y venta tenían una estructura muy precaria, con una endeble estructura metálica, plásticos que protegían el espacio, y un mobiliario de exhibición muy elemental, sin iluminación ni desfogue de aguas, ni seguridad en los puestos.

DESCRIPCIÓN DEL PROYECTO

La postura de intervenir en el lugar más deteriorado de la ciudad, como es el sector de la «9 de Octubre», hace que se transforme y mejore el resto de la urbe. Estos cambios y el nuevo ordenamiento de los usos de las edificaciones ayudan a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos.

La revitalización de la Plaza  «Rotary»  comprendía la construcción de 96 puestos de exhibición y venta de artesanías, la generación de tres plazoletas dispuestas en diagonal, tratamiento y nivelación de pisos, iluminación, mobiliario, vegetación, adecentamiento de fachadas, tratamiento de redes eléctricas  subterráneas,  apertura del pasaje peatonal y la construcción de una batería sanitaria y un cuartel de seguridad para la zona. 

El proyecto marca una clara diagonal comercial, mediante tres plazas de circulación, las cuales se plantean como zonas de estancia, con árboles, bancas y luminarias, zonas que servirán para integrar las circulaciones con los puestos de venta y a su vez, conectarán a la Plaza Cívica y la Plaza «Rotary», mediante un pasaje. La intervención comprende el diseño de piso unificando las veredas con la plaza en una sola plataforma, utilizando adoquín y delimitando el espacio de casetas en la plaza, mediante piedra andesita perforada en el suelo, las que marcan canales de desfogue de agua.

Los puestos de exhibición y venta de artesanías son espacios flexibles a las necesidades de los vendedores, así como son capaces de soportar los diferentes productos  tanto en formatos, materiales y técnica; para este fin, las paredes, puertas y cielos rasos se convierten en soportes para la exposición de artesanías.

Los módulos están compuestos por la agrupación de cuatro puestos, esta concentración permite liberar área, la cual es aprovechada para generar espacio público. Cada módulo, de cuatro puestos, tiene una longitud de 5m x 5m a los ejes, está construido con estructura metálica y tiene recubrimiento con madera teca. Cada puesto cuenta con dos frentes comerciales, lo cual favorece a sus fines de exposición. La cubierta es flexible, y se puede adaptar a las necesidades, colocándose lona en forma piramidal o tener una cubierta plana con paneles de fibrocemento e impermeabilizante y el canal perimetral para el adecuado desfogue del agua.

La recuperación del pasaje peatonal (ocupado por privados) que conecta La Plaza «Rotary»  con la calle Mariano Cueva  y la Plaza Cívica, refuerza la articulación del circuito comercial de la zona. En este pasaje están emplazados los equipamientos urbanos complementarios, como baterías sanitarias públicas y un puesto para el Consejo de Seguridad Ciudadana.

CONCLUSIONES

Este proyecto marca una nueva visión en las intervenciones porque el componente social tuvo prioridad en las soluciones encontradas, con lo cual se organizó y se consolidó el componente físico. Esta visión consiste en buscar el fortalecimiento de las personas que trabajan y viven en este sector, a fin de no desplazarlas, ni esconderlas; es decir, no limpiar estos espacios para crear usos artificiales y nuevos. Ahora se puede observar cómo las artesanías son los principales protagonistas de la plaza y se los exhibe de mejor manera.

De los estudios realizados se demuestra que con el espacio conseguido y la capacitación continua a las vendedoras para mejorar la atención y la venta de los productos, ahora tienen mayores beneficios económicos, sus lugares de trabajo permanecen abiertos durante un mayor tiempo y las visitas de ciudadanos locales y extranjeros para comprar y conocer son más seguras. Con ello, se percibe un cambio positivo en la ciudad y se ha logrado demostrar que esta plaza comercial es un equipamiento útil que puede ser parte de un proyecto urbanístico que considere la necesidad de revitalizar el centro histórico de la urbe.